Cómo ve a Amma su discípulo más cercano Destacado

SINTESIS SATSANG 19.10.2019
Enseñanzas de Amma, compartidas por Ânand

 

Cómo ve a Amma su discípulo más cercano

*Big-swami expresa su agradecimiento hacia Amma, por dejarlo en el ashram

*Hay un niño dentro nuestro que está llorando, pero hay gente que no lo escucha, por ejemplo los políticos y la gente que hace vida mundana.

*Amma es un Maestro de todas las situaciones.

*¿Porqué ha creado esta situación para mí Amma?

-Esto es lo que hay que preguntarse.

*Aceptar la ignorancia.

*La fe y la entrega son muy importantes para el crecimiento espiritual.

*Compartir con los demás, a veces crea más dudas, sino se comparte desde el corazón.

*Cuando hablemos que sea para el mejoramiento espiritual de todo.

*Amma dice: que sicólogos, astrólogos, etc., deberían practicar sadhana: meditación, mantra, fe,..., sino pueden sufrir un colapso.

*Tenemos que llegar a un estado,   sin esfuerzo   pero para llegar, hay un trecho.

*La manera más fácil es decir, no es mi responsabilidad, es la de Amma. Entrega.

*¿De dónde viene la lucha?

-La lucha viene del ego.

*¿Cómo puedo cambiar nos preguntamos?

*Podemos ver a Amma como muy exigente.

*Hay que tener   voluntad de entregarse.

*Si escuchas a otra persona, puedes perder autoconfianza.

*Has de escuchar a tu corazón.

*Poco a poco va entrando la Luz de Amma.

*Hay una Amma para cada uno y en cada uno de nosotros.

*Tu crecimiento, depende de Amma, solamente Entrega.

RESUMEN

Big swami o swamiji, como normalmente le solemos llamar, de forma cariñosa, pero muy respetuosamente es el discípulo más próximo a Amma.

Y además Amma le da muchas atribuciones.

Lo de swamiji es por el sufijo ji, que significa respeto.

Lo de big swami es por su corpulencia.

¿Sabéis de dónde procede su corpulencia? Que por cierto impone.

Él es un hombre guapo, pero lo debía ser más cuando era jovencito con un cuerpo delgadito. Se puede ver en fotos de la época.

Y a pesar de haber tomado la decisión de entregar su vida al servicio de Amma, las mujeres le perseguían, pero él sólo quería estar centrado en Amma, por lo que le pidió a Amma que hiciera algo para librarle del acoso de las mujeres.

Y Amma le engordó el cuerpo, para que perdiera parte de su encanto físico.

Swamiji es un swami totalmente entregado a Amma, y además allí donde va Amma está él.

Se podría decir que es la sombra del cuerpo de Amma, si es que el cuerpo de Amma da sombra.

Si tenéis la oportunidad de que ocurra, no os la perdáis. Si Amma y swamiji hablan entre ellos de algo trascendente, fijaros en la manera como se miran. Es la única ocasión que he visto la pureza del Shiva-Shakti, estado de comunicación divina. Una vez ocurrió aquí, en una de las visitas que Amma hizo a su ashram de España. Por algún lugar debe de haber la foto que lo refleja.

De lo que más nos habla swamiji en su satsang es de la entrega.

Para él la entrega es clave.

Y swamiji es un puro ejemplo de la entrega.

De la entrega de un discípulo a su Maestro.

Pero claro él es un discípulo con toda la profundidad de la palabra y su significado.

Lo que ocurre es que hay discípulos, no sé si muchos, hay devotos, hay seguidores más asiduos, y gente que va a ver a Amma de vez en cuando.

Y la disposición de entrega es más fácil que se dé en personas que están dispuestas a adquirir compromisos.

Los compromisos nos cuesta adquirirlos, los compromisos nos asustan, nos es difícil renunciar a un tipo de vida que creemos que es la adecuada para nosotros.

Recuerdo una anécdota en el ashram de Santa Fe, estando de tour con Amma por Estados Unidos.

En este programa de Amma en el ashram de Santa Fe, coincidió el Guru Purnima, el día del Guru, y un renunciante que hacía el tour con el staff, fue a Amma mientras daba dharsan para que transmitiera un mensaje a sus discípulos de Amritapuri.

Y Amma le preguntò: ¿qué discípulos? Amma no tiene discípulos, ¿sabes quién es un discípulo?

Este chico lloraba por la firmeza de Amma al expresarlo.

Un discípulo es aquel que tiene su vida entregada incondicionalmente al Maestro, en este caso a Amma. ¿cuántos hay?.

Luego están los devotos, que en realidad son aspirantes a discípulos.

El devoto verdadero se esfuerza para llegar a ser un buen discípulo.

También están las personas que de manera habitual acuden por lo menos una vez al año, al Programa de Amma, entre los que hay buenos devotos, y luego está la gente que reza a Amma, o la va a ver cuando se acuerda, o cuando tiene tiempo, o si se lo recuerda algún familiar o amigo.

Si para un discípulo la entrega no debe ser fácil, ¿cuánta no será la dificultad de entrega para cada uno de estos grupos?

Con todo y con eso, el amor incondicional de Amma llega a todos por igual, no profesa la Madre Divina más amor a unos que a otros. Y hasta a lo mejor les hace llegar más ayuda a aquellos que más la necesitan.

El tema está en que la sepamos ver.

Pues a lo mejor estamos tan inmersos en lo nuestro que tomamos nuestras decisiones, sin querer apreciar el soporte divino.

La entrega empieza por el agradecimiento.

Veamos lo que nos dice swamiji:

“Expreso mi más profundo agradecimiento hacia Amma por haberme dejado en el ashram”.

“Hay un niño dentro nuestro que está llorando, pero hay gente que no lo escucha”.

“Amma es un Maestro de todas las situaciones”.

“¿Porqué ha creado esta situación para mi Amma?”

“Esto es lo que hay que preguntarse”.

“Aceptar la ignorancia”.

“¿Cómo puedo cambiar nos preguntamos?”

“¿De dónde viene la lucha?”

“La lucha viene del ego”.

“Podemos ver a Amma como muy exigente, hay que tener voluntad de entrega”.

Como vemos swamiji comienza la entrega, agradeciendo a Amma el que le haya dejado en el ashram, pero seguro que si le hubiera destinado a otro lugar, tendría el mismo nivel de agradecimiento.

Cuando estamos agradecidos, cuando sentimos un profundo agradecimiento a Dios, por habernos permitido encontrar en esta vida a Amma, es cuando empezamos. Ahí es donde comienza a despertarse una disposición a seguir las pautas que Amma nos va indicando a través de las circunstancias en cada una de nuestras vidas.

Así lo ve, lo siente y nos lo transmite swamiji.

Cuando hay este agradecimiento profundo, precisamente ante aquellas situaciones que menos nos gustan, o que hasta incluso nos molestan, somos capaces de preguntarnos: ¿Porqué o para qué ha creado Amma esta situación para mí?

Y aquí es donde nace la entrega, pues empezamos a aceptar nuestra ignorancia, y comenzamos a vislumbrar que es nuestro ego el que se resiste.

La función del ego es precisamente esta, rechazar la Luz que Amma nos envía desde su amor puro.

Y cuando Amma nos invita a vivir estas circunstancias, es porque estamos preparados para hacer los cambios que nos está pidiendo.

Y nosotros desde nuestro libre albedrío tomamos la decisión.

Muy claramente lo expresa swamiji en su satsang, Amma es amor puro, Amma es amor incondicional, tanto cuando nos da estas vivencias de felicidad profunda en nuestro interior, como cuando saca a la superficie, aquellas debilidades o negatividades que tenemos que pulir.

Y en la medida que nos entregamos, van viniendo más oportunidades de felicidad interna.

Lo que debe sentir swamiji por Amma!

Recuerdo algunas de sus experiencias que me gustaría compartir con vosotros.

Swamiji salió por primera vez del lado de Amma, cuando fueron a preparar con el swami Paramatmananda, el primer tour de Amma por occidente.

Estaban en Estados Unidos, y swamiji llevaba muy mal la separación del cuerpo de Amma.

Un día Amma le llamó por teléfono, y le dijo en malayalam: mol, que significa hijo mío.

Swamiji al oír la voz de Amma diciéndole: hijo mío, se desmayó.

Cuando el Amritavarshan, el 50 aniversario de Amma que se celebró en Cochín-India, hace 16 años, swamiji dirigía todos los preparativos para el evento, y aunque estábamos en el tour de Estados Unidos, el debía regresar a India, para continuar con las gestiones de estos preparativos. Estábamos en el Programa de Amma que se celebraba en un hotel de Santa Fe, y estaba viendo a swamiji arrodillado a la derecha de Amma, quien le pasaba la mano por la espalda, pues estaba llorando desconsoladamente, lloraba y lloraba sin parar. Y así largo tiempo.

Pregunté que pasaba, y me explicaron que swamiji no se sentía capaz de salir del lado de Amma, y de hecho ya había cancelado tres billetes de regreso a India, pues ya tenía que estar allá, pero no podía irse de ninguna manera.

Sentimientos profundos hacia la Divinidad.

Nos dice swamiji:

“La fe y la entrega son muy importantes para el camino espiritual”

“Compartir con los demás a veces crea más dudas, sino se comparte desde el corazón”.

“Cuando hablemos que sea para el mejoramiento espiritual de todo”.

“Si escuchas a otra persona, puedes perder autoconfianza”.

“Has de escuchar a tu corazón”.

“Poco a poco va entrando la Luz de Amma”.

“Tenemos que llegar a un estado sin esfuerzo, pero hasta llegar hay un trecho”.

“La manera más fácil es decir: no es mi responsabilidad, es la de Amma. Entrega”.

“Hay una Amma para cada uno, y en cada uno de nosotros”.

“Tu crecimiento depende solamente de Amma. Entrega”.

Debemos de tener mucho cuidado de lo que compartimos y con quien compartimos, pues la influencia que nos ejercemos unos a otros es significativa.

Si no hay un espíritu de mejorar nuestra propia vida espiritual, mejor no frecuentar ciertas compañías, ni seguir con conversaciones que van a impedir que la Luz de Amma entre en nuestro corazón.

No hablar, por hablar.

Lo que ya sabemos, nos lo recuerda swamiji en este satsang, hay una Amma para cada uno de nosotros.

Amma está presente en cada uno de nuestros corazones.

Lo descubriremos a través de la entrega.

Tejas es un hombre de origen italiano, que ha desarrollado su vida en Francia; ha cumplido ya los 80 años. Con él he dado varias vueltas al mundo haciendo tours con Amma. Hacíamos el seva o voluntariado juntos, viajábamos también juntos con Amma, nos ponían en la misma habitación, y prácticamente tanto en los tours por India, como en occidente, nos ponían siempre en el mismo seva. Y aunque tiene 80 años, continúa poseyendo el corazón de un niño.

Su entrega hacia Amma es alta.

Hace 5 años, fui a uno de los Programas de Amma en el tour de Europa, concretamente a Italia, y al llegar me encontré con Jani, quien organiza tours de Amma, y me preguntó: ¿has visto a Tejas?, le dije, no. Oh!, continuó Jani, pues mira si le puedes ver, ya que en el Programa de París, Amma le dijo que fuera al hospital y que le hicieran un chequeo. Le han diagnosticado cáncer.

No tardé mucho en encontrármelo, me estuvo contando lo ocurrido, y le pregunté: ¿qué sentía? ¿cómo se encontraba interiormente?, y me dijo: me encuentro muy tranquilo, como siempre, no estoy preocupado para nada, la preocupación es para Amma. Ella sabrá, sólo Ella sabe.

Absoluta confianza, absoluta entrega y fe.

Su cáncer se ha sanado.

En cierta ocasión le oí decir a swamiji: más que la realización, lo que me importa es la Voluntad de Amma, seguir Su Voluntad. Si tengo que volver a encarnar para ayudar al mundo porque me lo pide Amma. Así lo haré.

Que este ejemplo de entrega cunda en todos nosotros.

OM NAMAH SHIVAYA

 

Más en esta categoría: Evalúa si estás en lo correcto »

Tienes que aceptar nuestras cookies para poder disfrutar de la mejor experiencia posible en este sitio Web. We use cookies to improve our website and your experience when using it. To find out more about the cookies we use and how to delete them, see our privacy policy.

  I accept cookies from this site.
EU Cookie Directive Module Information